Century Plaza

Categoría:
Corporativo
Ubicación:
Ciudad de México
Área total:
57,047 m²
Año:
2009
Estatus:
Construido
Servicios:
Proyecto Ejecutivo
Supervisión Arquitectónica
Memoria:

El edificio es un prisma rectangular de cristal. Para respetar el entorno y dar escala, se remete del pavimento, creando tanto una plaza para acceso vehicular como una plaza urbana que lo rodea con diferentes ambientes.

El acceso principal se genera a través de una placa que recorre la fachada, se desdobla y forma el canope del motor lobby, proporcionando otra escala al proyecto.

Seccionando el volumen a partir de la sobre posición de grandes placas verticales de cristal, se logran diferentes paños en una volumetría sencilla, que gracias a su esbeltez, permite generar una gran cantidad de espacios que viven hacia la fachada.

Elementos de aluminio vertical enfatizan la altura de las placas, perdiendo cualquier indicio de número de niveles. Century Plaza se convierte en una escultura abstracta que refleja su entorno inmediato.

En la fachada sur poniente, una gran franja negra de placas cerámicas enfatiza la zona de servicios del resto de los espacios de la torre.

Para satisfacer sus necesidades de energía, el edificio incluye mecanismos de optimización considerados desde la elaboración del proyecto. Así, las grandes placas de cristal insulado de la fachada, con acristalamiento doble, permiten regular la incidencia solar y son muy eficientes gracias a su baja emisión solar hacia el interior de edificio. Por otro lado, el uso de una fachada ventilada de material cerámico, además de funcionar como aislante, permite el correcto flujo de aire natural y optimiza la temperatura interior. Las terrazas ubicadas en los extremos del inmueble de cada uno de sus pisos son también espacios breves de ventilación. Además, el edificio tiene un sistema de aprovechamiento de agua pluvial y sistema de presurización en escaleras.

El Corporativo de 58,000m2 de construcción cuenta con 8 sótanos de estacionamiento, 22 niveles de planta tipo, mezanine en planta baja y un pent house. Cada planta tiene dos terrazas pequeñas en cada extremo. En planta baja, área de doble altura, se incluyeron locales comerciales. Así mismo se integró un helipuerto con el objetivo de hacer del edificio uno de los más completos y funcionales de la zona.

La dirección de obra estuvo a cargo de ALHEL Grupo Inmobiliario